sábado, 1 de febrero de 2014

Hallada una comedia de Lope en la Biblioteca Nacional



Aunque parezca imposible, todavía hoy puede aparecer una joya del Siglo de Oro desconocida 400 años después. O más bien extraviada, en este caso. Una copia manuscrita de una obra inédita del escritor madrileño Felix Lope de Vega, Mujeres y criados, que los catálogos literarios daban por perdida, ha sido encontrada en la Biblioteca Nacional de España. El hallazgo es obra de  Alejandro García Reidy, profesor de la Universidad de Syracuse, y miembro del equipo PROLOPE de la Universidad Autónoma de Barcelona, que la encontró de forma "azarosa" y será quien publique la comedia en papel y en Internet. La investigación se produjo en 2010, pero es ahora cuando se da a conocer su resultado oficial. La presentación de la investigación se realizará en los próximos meses en la BNE, y en otoño, cuatro siglos después de su creación, volverá a las tablas representada, según el propio García Reidy, por la compañía Rakatá.

El descubrimiento se produjo cuando el investigador español trabajaba en un proyecto sobre el teatro en el siglo XVI. "Encontré un documento de 1614 que informaba que una compañía teatral de la época había comprado una comedia a Lope llamada Mujeres y criados y que la estaba representando. Miré los catálogos y, efectivamente aparecía como un texto que no se conservaba. Busqué en la Biblioteca Nacional y vi que había un manuscrito con ese título. Me dirigí ahí y empecé a trabajar sobre el documento", explica García Reidy desde Nueva York. No había duda. Vio que las características del texto coincidía, también el tipo de métrica y los temas que aparecían en la obra. Además, otros datos como la caligrafía del copista  conducían inexorablemente a la autoría de Lope.
El manuscrito localizado, una copia del siglo XVII, no se había relacionado con esta obra de Lope de Vega hasta la fecha. Su existencia -que forma parte de una ingente cantidad de comedias que escribió (él las cifró en unas 1.500 y según García Reidy podría haber una veintena más en la situación de Mujeres y criados) lo certifica el hecho de que el dramaturgo la incluyó en el listado de comedias auténticas suyas, que incorporó a la edición de 1618 de El peregrino en su patria. Hasta el momento, los catálogos daban esta comedia por perdida, dado que no se había publicado en ninguna de las partes de comedias del autor ni en un ningún otro volumen impreso.
Para García Reidy, profesor en la Universidad de Siracusa desde 2012, se trata de "una obra de gran calidad". "Puede competir con algunas de las mejores comedias urbanas de sus mejores años. Lo que, por supuesto, hace el hallazgo más interesante. Es una comedia que sigue funcionando todavía hoy en día por su elemento cómico, por el carácter desenfadado de sus personajes femeninos o la burla de algunas convenciones de la sociedad", explica. “Varios elementos internos del texto y la relación que guarda el manuscrito con noticias proporcionadas por documentación de la época confirmarían que se trata de la obra del Fénix de los Ingenios: el análisis métrico se ajusta perfectamente a los usos del dramaturgo en torno a los años 1613 y 1614 y el copista que transcribió este manuscrito en 1631 se ha identificado sin duda alguna con Pedro de Valdés, que era un 'autor de comedias', lo que hoy sería un director de compañía de teatro, quien sabemos que estrenó la obras de Lope gracias a documentos de la época”, señala.

Muchas atribuciones literarias suelen estar envueltas de  dudas. Pero no parece el caso de de este nuevo hallazgo. Para Ramón Valdés, investigador del equipo Prolope, "el grado de atribución es total" y no cabe ninguna otra posibilidad que la de su autenticidad pese a que no esté firmado por el propio autor. La explicación a este hecho es sencilla: "El director de la compañía estaba haciendo una copia de la obra que le había comprado a Lope de Vega. Él no puso en ningún sitio que era suya porque era un material para el uso del teatro y ya lo sabía". Es decir, son manuscritos que se utilizaban para los autores, pero la obra nunca llegó a publicarse.

Según el comunicado emitido por la Biblioteca Nacional, Mujeres y criados, escrita hacia 1613-1614, "es una pieza de enredo vivaz y con los mejores rasgos de un Lope de Vega maduro, cuando su éxito como dramaturgo estaba en su mayor esplendor y dominaba ya la práctica escénica y las tablas de la España del siglo XVII". Puede enmarcarse esta obra dentro del género de la comedia urbana, y coincide también con su modo habitual de escritura, la subversión que se lleva a cabo de ciertos temas, como las jerarquías sociales o el honor, y el papel predominante que concede a las mujeres en la trama.
A través de la Biblioteca Nacional ha trascendido que el argumento se desarrolla en Madrid y tiene como protagonistas a dos hermanas, Violante y Luciana, y a sus galanes, Claridán y Teodoro, camarero y secretario del conde Próspero respectivamente. Estas dos parejas, cuyos amores han sido secretos hasta el momento, se ven comprometidas con la aparición de otros dos pretendientes: el mismo conde Próspero, quien ansía a Luciana y el rico don Pedro, quien corteja a Violante con el beneplácito del padre de la dama. Este planteamiento inicial desemboca en un juego de escondite y de identidades confundidas cuando Luciana debe intervenir para permanecer cerca de su amado. El enredo urdido por ella da pie a diversas escenas de gran comicidad, con la casa donde se desarrolla la acción convertida en un lugar donde todos los personajes están a la merced de los engaños de las dos mujeres y sus enamorados.
Alberto Blecua, director del grupo PROLOPE, que investiga y edita la obra del escritor madrileño, asegura que “el descubrimiento es muy importante. Lope escribió muchas obras, pero dar con las que aún quedan por localizar no resulta fácil. Aunque las atribuciones de libros a sus autores están siempre sujetos a posibles polémicas, el reconocido prestigio del investigador, así como la solvencia de sus argumentos, hacen prever la práctica unanimidad de la comunidad científica sobre la verdadera autoría del escritor madrileño en este caso”.


-      - - - - - - - -
Uno de los pasajes de la obra

Violante Vuesamerced, según el talle airoso,
sano debe de estar.

Don Pedro Cuando eso importe,
verame algún albéitar cuidadoso.

Violante No es poco para mozo de la corte.
¿Es hombre de esto de ángulos de esgrima?
¿Trae daga a lo pendiente y sólo un corte?

Don Pedro Si se ofrece, la cólera me anima.
Violante ¿Acostumbra ser lámpara del pecho
con una cadenita y otra encima?

Don Pedro Vestir fue lo galán.

Violante ¿Nunca le han hecho
para con la sotana lo que llaman
manteo de color? ¿Cálzase estrecho?
¿Va muchas veces donde no le llaman?
¿Suele hablar con vocablos esquisitos
o con aquellos que los niños maman?
¿Pone «salud y vida» en sobrescritos
y suele hablar a donde callan todos,
y en los corrillos públicos a gritos?
¿Deciende de los griegos o los godos?
Don Pedro (¡Por Dios, que para novia no muy santa,
que me esamina por estraños modos!)
Pero escuche también, pues se adelanta,
y dígame si acaso de difuntos
como de vivos su merced se espanta;
si calza pocos o si muchos puntos;
si suele detrás de los tapices
tener en ocasión dos novios juntos,
cual suelen presentarse las perdices;
si se viste silicios y pañazos
de pitos azulados y matices;
si descubre juanetes en los brazos
por llamar como a niñas con muñecas

a los hombres que dan en tales lazos;
si tiene blandas o respuestas secas;
si es amiga de coches o de toros
más que de las almohadas y las ruecas.

Violante ¿Tiene más que decir, caballo de oros?



Extraído de: http://cultura.elpais.com/
Publicar un comentario