sábado, 13 de septiembre de 2014

LUIS EDUARDO AUTE, BASTANTE MAS QUE UN CANTAUTOR


Luis Eduardo Aute Gutiérrez es un músico, cantautor, director de cine, actor, escultor, escritor, pintor y poeta español. Aunque es principalmente conocido como cantautor, también destaca como pintor y como director de cine.


Aute nació en Manila, la capital de Filipinas, el 13 de septiembre de 1943. En su niñez, Luis Eduardo estudia en el colegio de La Salle, donde aprende inglés, ya que toda la enseñanza se imparte en ese idioma; además habla tagalo, que aprende en el día a día, español y catalán, que utiliza con su familia. Desde niño muestra gran habilidad como dibujante y pintor; otra pasión temprana es el cine, especialmente desde que sus padres le regalan una cámara de ocho milímetros con la que realizará diversas películas con sus amigos.
A los ocho años viaja por primera vez a España. En Madrid, acompañando a la orquesta del hotel Avenida, canta por primera vez en público interpretando la canción Las hojas muertas. A los nueve años ve por primera vez La Ley del Silencio, película que le marcará notablemente y le llevará a escribir en inglés sus primeros poemas. Otra película que le influirá en esa época es Niágara, donde descubre la sensualidad y el erotismo de Marilyn Monroe.
En 1954 la familia, previa estancia en Barcelona, regresa definitivamente a Madrid, donde Luis Eduardo estudia en el colegio Nuestra Señora de las Maravillas. Tres años más tarde, al cumplir los quince, y tras regalarle su padre una guitarra, actúa en la fiesta de fin de curso del colegio forma
ndo un trío con otros dos amigos. En esos mismos años, muy influido por el expresionismo alemán, comienza a pintar sin descanso, obteniendo una medalla de plata en el II Certamen Juvenil de Arte.
En 1960 tiene lugar su primera exposición individual de pintura en la Galería Alcón de Madrid, con bastante éxito. Ese mismo año nace su hermano José Ramón. En el curso preuniversitario forma parte de varios grupos, como Los Sonor, del que surgirían Los Bravos y en el que toca la guitarra acústica; Los Tigres, en el que canta en inglés canciones de Elvis Presley, y, de acuerdo con José Ramón Pardo, Los Pekenikes. Sin embargo, el cine y la pintura, al igual que la escritura, siguen siendo sus grandes pasiones. Con Los Sonor llegaría a interpretar dos canciones en el programa de televisión Salto a la fama, aunque Aute abandona el grupo para centrarse en sus estudios.
En 1961 escribe su primer guion de cine y presenta un cortometraje de veinte minutos al concurso de la revista Primer Plano. También escribe Los últimos estertores, una especie de libro con textos, poemas y guiones que manda encuadernar. Sus padres se separan. Realiza otro cortometraje, Senses, que es rechazado por inmoral. En 1962realiza su segunda exposición individual de pintura, en la galería Quixote, y conoce a la que sería su novia, una ecuatoriana llamada Maritchu.
En 1963 comienza a estudiar arquitectura en la Escuel

a de Aparejadores, aunque sólo dos semanas después abandonaría la universidad y se trasladaría a París, donde vive toda la efervescencia cultural de la época, descubre la música de Jacques Brel y Georges Brassens, lee a Paul Éluard y a Nietzsche (Más allá del bien y del mal) y ve películas prohibidas en España, como Lolita de Stanley Kubrick. Durante los siguientes años regresa varias veces a la capital francesa y comienza a vivir de sus cuadros, realizando algunas exposiciones fuera de España. El marchante estadounidense Gregg Juárez vende sus cuadros en Estados Unidos. También consigue empezar a trabajar en el mundo del cine, destacando su participación en la película Cleopatra de Joseph L. Mankiewicz, como intérprete de inglés, francés y español y segundo ayudante de dirección de la segunda unidad, que se encarga de filmar las secuencias rodadas en España. En Madrid trabaja como meritorio de dirección en La vida es magnífica, una película de Maurice Ronet, y en Chaud, chaud, les visons, de Marcel Ophüls.


Publicar un comentario