sábado, 2 de abril de 2016

Falleció el Prof. Manuel Santos Pírez
Adiós al Profesor



Aldo Roque Difilippo




El miércoles 30 de marzo falleció el Profesor Manuel Santos Pírez. Un apasionado de la historia y un hombre siempre dispuesto a brindar sus conocimientos a quien se lo solicitara.

El Profesor de Historia, el Historiador, y fundamentalmente, en lo que fue un rasgo de su personalidad el hombre siempre dispuesto a ofrecer sus conocimientos a quien se lo pidiera. A su casa solían llegar o llamar por teléfono los mercedarios de prácticamente todas las edades cuando necesitaban ese dato de su barrio, de sus personajes, o de las fechas históricas. Pero también acudían a él investigadores, historiadores o simples aficionados a la historia, ya que prodigiosa memoria y su incalculable archivo permitía que pudiéramos acceder a la información que generosamente siempre estaba dispuesto a brindar. Una casa plagada de libros y publicaciones de toda índole que Manuel (como todo el mundo lo llamaba aunque lo trataran de “usted”) atesoraba y archivaba con una devoción y esmero incomparable. Era común verlo por las mañanas caminar rumbo al centro de Mercedes a comprar el diario del día o en dirección a su Centro Histórico y Geográfico de Soriano donde cumplió una encomiable y valiosísima tarea en la compilación y preservación de materiales históricos de diversa índole desde libros hasta armamento, utensilios de uso diario y todo lo que pudiera contener una historia a preservar; porque para él la historia era parte de su mundo vital.

El profesor
Nació en Mercedes, el 30 de enero de 1935. Durante muchos años (1955-1985) fue Profesor de Historia en los Liceos de Mercedes. También fue encargado de la Dirección del Liceo de Rodó (1957-58), Director del Liceo de Palmitas (1980) y Profesor de Historia Nacional del Instituto Normal de Mercedes (1958-1963).
Fue fundador del Centro Histórico y Geográfico de Soriano, miembro correspondiente del “Instituto Histórico y Geográfico del Uruguay”, miembro correspondiente del “Centro de Estudios Genalógicos de Córdoba “(Argentina), miembro correspondiente de la “Junta de Genealogía y Heráldica de cuenos Aires” , miembro delegado del “Centro de estudios Genealógicos de Buenos Aires”; entre otras muchas instituciones.

Su obra
Quizá su trabajo más recordado fue “Los hijos sorianenses de Artigas” un libro editado en 2002 que aportó datos interesantísimos sobre la vida amorosa de José Gervasio Artigas , y fundamentalmente la figura de Isabel Sánchez, vecina de Santo Domingo de Soriano.
Nadie sabe cómo fue esa primer mujer de que se tiene noticias en la vida de Artigas, –expresaba en 1945 Luis Bonavita– ni si tuvo muchas noches del hombre que tal vez ya soñara, imprecisamente, con ser más que un simple centauro de las praderas orientales, o si, en una sola, única, le guardó el hijo que habría de ser la esperanza del grande y amargo desterrado”. Agregando que “Isabel Sánchez debió ser como el clavel del aire, montuno y grácil. Pero será siempre la sombra”.
En una investigación que le insumió tres décadas el profesor Manuel Santos Pírez descorrió ese velo de misterio que durante años cubrió la figura de la primera mujer del futuro Jefe de los Orientales. El él compiló más de una docena de artículos e investigaciones sobre el tema, de reducida o escasa circulación en nuestro medio, sumado al rastreo por los libros oficiales de la época.
Los hijos sorianenses de Artigas”, además de bucear en los primeros hijos de nuestro prócer rescata también su descendencia, llegando incluso a sus actuales tataranietos, algunos de los cuales aún viven hoy en Santo Domingo de Soriano



Inexplicables ausencias
A su entierro, realizado en el Cementerio Mercedes, concurrieron numerosas personas, los amigos que cultivó durante su vida, pero salvo algunas excepciones, llamó la atención la ausencia de autoridades oficiales.
Con la muerte del Prof. Manuel Santos Pírez se va gran parte de una generación de intelectuales que aportaron al departamento de Soriano sus conocimientos, fomentando la elevación intelectual. No sería lo mismo para Soriano y la región contar o no contar con el Centro Histórico y Geográfico, que durante toda su trayectoria se ha encargado de preservar y difundir el conocimiento histórico y todas las disciplinas anexas a él. Y Manuel Santos Pírez fue uno de los pilares de esa institución.
Eso, en los tiempos que corren parece no tener significativa importancia para las autoridades de la región, ya que como decíamos, salvo excepciones, no concurrieron. Faltaron a tributarle el homenaje que se merecía en el momento de su sepelio el Intendente de Soriano y la Directora de Cultura de la Intendencia de Soriano; y faltó fundamentalmente, la voz oficial que expresara en nombre del pueblo del departamento el reconocimiento a uno de sus destacados intelectuales.

Se fue el prof. Manuel, de forma sencilla; por su forma de ser, quizá él hubiera querido, aunque debió merecer otra cosa.
Publicar un comentario