viernes, 16 de marzo de 2012

Ángel Juárez Masares


Hace varios meses nos enteramos que la artista plástica chilena Gricelda Muñiz pretendía pintar un pueblo entero. Ante la magnitud del desafío que ello implica, decidimos hacer un discreto seguimiento de dicho Proyecto.
Sin embargo, una vez más la “terquedad” de los artistas para enfrentar utopías se puso de manifiesto, y hoy día, el aspecto de Tocopilla está cambiando, asunto que no dudamos hará cambiar positivamente el ánimo de sus habitantes. Concretamente –lo del título- una vez más, el Arte se transforma en un instrumento válido contra la adversidad.
Tocopilla es una Ciudad y Comuna del norte de Chile, ubicada en la Región de Antofagasta. Es la capital de la Provincia de Tocopilla y ocupa una posición equidistante entre las grandes áreas urbanas del Norte Grande, es decir, Iquique y Antofagasta.
Etimológicamente, el nombre de Tocopilla procedería de Tikopillan, conjunción de las palabras Tiko (=hueco o rincón, voz quechua) y Pillan (=grande, espíritu maligno o diablo, voz mapuche), reconociéndosele en la actualidad como Rincón del Diablo.
Gricelda nos dice que Tocopilla “era hasta hace poco la capital generadora de electricidad  a todo el sistema interconectado del norte, abasteciendo principalmente la mina de cobre, Chuquicamata, pero ahora también abastece otras mineras. Tiene un problema serio de contaminación, y además que fue azotada por el terremoto del 2007, por lo que está muy “alicaída”. Agrega que la idea de pintar murales en ese lugar nació como una inquietud personal, confiando en que el cambio visual contribuirá a levantar el ánimo de sus habitantes.
Recordemos que el miércoles 14 de noviembre de 2007, a las 12:45 (hora local), un fuerte sismo con epicentro a 35 km al este de Tocopilla, alcanzó una magnitud de MW 8,2 grados, afectando sobre todo a las ciudades de la Región de Antofagasta, sin embargo, éste gran sismo fue percibido desde el sur del Perú hasta Valparaíso, por el oeste, hasta Bolivia, norte de ArgentinaParaguay y centro-este del Brasil, con variada intensidad.
Tocopilla fue la ciudad más afectada por el terremoto, como consecuencia hubo 2 personas fallecidas, 115 heridos, 2500 casas con derrumbes de diversa consideración, algunos colegios derrumbados y al menos 10.000 damnificados de alguna forma.
Actualmente, Muñiz y su grupo de colaboradores están en campaña para obtener recursos económicos que les permitan afrontar los costos de materiales que implica crear murales de grandes dimensiones, y trabajar sobre la intervención de fachadas de fincas particulares.


Publicar un comentario